Arquitectura  Diseño  Edición Nº 180 

Cambios en Etapas

Esta es la historia de cómo un departamento de fines de la década de 1960, y remodelado en los años ochenta, se convirtió en un piso despojado de la mano […]

Mesas y lámpara de Federico Churba, sillón de Habito y obra de Ignacio de Lucca. En el living, esculturas grandes de Raúl Falco y Pablo Atchugarry; las chicas son de Natalia Abot, Antonio Devoto y Bastón Díaz; el cuadro es de Tulio de Sagastizábal.

Esta es la historia de cómo un departamento de fines de la década de 1960, y remodelado en los años ochenta, se convirtió en un piso despojado de la mano de Isabelle Firmin Didot – titular de Estudio Didot-, y la arquitecta Carla Ruffini. Los propietarios habían comprado el piso de 580 metros con la intención de mudarse con sus propios muebles, pensando en acondicionar solo el baño principal y el toilette. Pero las arquitectas visitaron el lugar, ubicado sobre Libertador y con 17 metros lineales de vista al Parque Tres de Febrero: “se podrían sacar los espejos que cubren la pared del comedor y subir el cielorraso de las áreas sociales para ganar altura. Los pisos podrían pulirse. El vestidor de la suite principal podría ganar espacio sobre el escritorio” sugirió Isabelle, para entusiasmo de los dueños. “Mientras la obra avanzaba se dieron cuenta de que sus muebles desentonaban con la reforma, entonces nos pidieron comprar y hacer todo nuevo, excepto la mesa y sillas del comedor, que fueron retapizadas”, explica Carla. En El Sótano compraron la mesa art déco y los sillones en pana verde del living, que combinaron con una alfombra de Rugit y lámparas de Iluminación Agüero. Las arquitectas también le encontraron lugar a cada obra de arte, ya que “algunas estaban enrolladas o guardadas en la casa de la familia, que es coleccionista”. 

En el toilette, bloque de mármol griego con bacha incorporada, de Estudio Didot por Cavatori Mármoles. Sillas tapizadas con géneros de Casa Didot y De Levie, lámparas de Paola Navone y biblioteca de roble.

El parquet de roble de Eslavonia fue pulido e hidrolaqueado con Eco Oil de Pallmann. Respaldo de cama tapizado en lino de Caro Dean, lámparas de Astor Luces, perchero de madera de Habito, lámpara de techo de Nuba Iluminación, alfombra de lana de Rugit, mesas de luz de roble blanco y sillón de Casa Didot.

Los propietarios se mudaron en 2019 y, al poco tiempo, les encargaron el cuarto del hijo mayor. Revistieron las paredes de dos suites en madera de kiri y equiparon cada una para funcionar como dormitorio y estudio. “La cocina y el lavadero no se tocaron…por el momento”, intuyen las arquitectas. 

Todo comenzó con un pedido de refacción del baño principal: pisos y revestimientos de marmetas de piedra Tundra de De Stefano, grifería de FV, apliques de La Feliz. La mesada de Corian Glacier White, el vanitory, el espejo con marco de hierro y la mampara con vidrio laminado son diseño de Estudio Didot.
Amante de los caballos y gran jinete, el hijo mayor ocupa una suite con cama con respaldo de cuero y banco de madera de lenga, de Casa Didot, y perchero de Broca Muebles. Las paredes están revestidas en madera de kiri teñida.
Para unificar el dormitorio con el cuarto de estudio, las paredes fueron revestidas en kiri; se diseñaron escritorio, mueble de televisor y biblioteca en la misma madera. Lámpara de Boutique de Luz, cajas forradas de Organizza.

Credito: Estudio Didot

PH: Ioana Menéndez.

Texto: Marina Aranda. 

SUSCRÍBASE A D&D

Por solo $2500 anuales reciba la revista D&D en su domicilio y obtenga la tarjeta de beneficios exclusivos Club D&D.

SUSCRÍBASE A NUESTRO NEWSLETTER